ROBO DE IDENTIDAD: TIPS PARA PROTEGER LA INFORMACIÓN DE TU EMPRENDIMIENTO

El robo de identidad es cada vez es más frecuente, ya que los ciberdelincuentes están perfeccionado las técnicas con las que operan.

El robo de identidad es un delito que en los últimos años ha crecido de forma exponencial, afectando no sólo a los usuarios sino también la reputación de las empresas.

Según datos de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), el número de reclamaciones por posible robo de identidad creció un promedio de 11% durante la pandemia.

Tan solo en el 2023 se registraron más de 16 mil robos de identidad, lo cual pone en desventaja a las empresas, ya que se estima que solamente el 23% cuenta con un plan de respuesta para inhibir este tipo de ataques.

En este contexto, presentamos cuatro consejos para ayudar a los emprendimientos a mantener su infraestructura intacta, sus sistemas protegidos y sus datos seguros.

  1. Copias de seguridad

El primer paso para evitar el robo de identidad es contar con un régimen de copias de seguridad, cerciorándose de que las actualizaciones de seguridad se realicen de manera oportuna y utiliza la autenticación multifactor con tus empleados.

  1. Antivirus

Utiliza software antivirus y antimalware de nivel empresarial, y asegúrate de que todos los endpoints estén cubiertos: PC, servidores, dispositivos IoT, etc. Si estás conectado a Internet, es un punto de entrada potencial y debe defenderse.

  1. Monitoreo de seguridad

Los ciberdelincuentes están perfeccionando sus técnicas todo el tiempo, por lo cual resulta necesario contar con un equipo dedicado a la seguridad de tu empresa.

Contratar a una organización especializada para el monitoreo de seguridad durante todo el día te permitirá centrarte en las otras cosas importantes para tu negocio.

  1. Capacita a tus empleados

Una de las mayores estafas que amenazan a las pequeñas y medianas empresas (Pymes) es el ataque de compromiso de correo electrónico comercial (BEC, por sus siglas en inglés). Este tipo de fraude se basa en la ingeniería social para convencer a un empleado de instalar malware o hacer clic en un enlace malicioso.

Generalmente los atacantes se hacen pasar por un supervisor, un compañero de trabajo o alguien más relacionado con el negocio y afirma tener información urgente en forma de un enlace o archivo adjunto.

Por ello es fundamental alertar a los colaboradores sobre estos riesgos, capacitarlos sobre cómo reconocer las estafas BEC y otras tácticas comunes utilizadas por los atacantes, a fin de evitar poner en riesgo la información de tu emprendimiento.

Comparte esta noticia en redes:

Facebook
X
LinkedIn
WhatsApp
Imprimir

PODRÍAS ESTAR ANUNCIADO AQUÍ

Anuncia tu negocio HOY.
Últimas Noticas
Categorías

Suscríbete al Newsletter

Sigue informado de las últimas noticias.